Versión musical de “Dirty Dancing” apuesta por el talento mexicano

0 Flares 0 Flares ×

Erick Kin Gámez.-

La historia de una joven y su maestro de baile, ambos con problemas familiares y que encuentran en los movimientos rítmicos un escape a su difícil realidad, podrá verse en el Gran Teatro Moliére de la Ciudad de México, a partir del este 9 de junio, en su adaptación al teatro musical.

Para el productor Iñaki Fernández, lo más importante es brindar al público una experiencia que llene las expectativas que en su momento dejó la película, estrenada en Estados Unidos un 21 de agosto de 1987.

La gente va a vibrar con este montaje y para nosotros no es necesario tener una caras conocidas como protagonistas, pues tiene la magia y la fuerza para entretener”, destacó en conferencia de prensa.

Ximena Nava, quien interpreta a “Baby”, la adolescente ingenua que se enamora del profesor y bailarín “Johnny Castle”, señaló que protagonizar la versión musical en México de “Dirty Dancing” ha sido una gran presión.

Estamos haciendo todo lo que está en nuestras manos. La autora Eleanor Bergstein, guionista de la película y autora del guión en la obra, nos dio el visto bueno como protagonistas”.

Dirty dancing 2

Seguros y confiados en el apoyo de todo el equipo que conforma “Dirty Dancing”, los actores consideraron que gracias a eso el montaje será todo un éxito.

Sabemos lo que le implica pagar el costo de un boleto, pero creo vale mucho la pena porque estamos dando el cien por ciento y más, para que esto salga como tiene que ser, para cautivar a la gente y que vengan más personas a ver esta puesta”, afirmó Diego de Tovar, quien interpreta a “Johnny”.

El intérprete aclaró que esta adaptación no es precisamente un musical, pues los personajes no cantan. “Los protagonistas bailan y obviamente el baile influye en la trama, pero lo más importante es lo que se cuenta en la historia”.

Sobre el mayor reto que ambos enfrentan como protagonistas, Ximena Nava dijo: “De algún modo también he llevado un proceso como el de ‘Baby’, que es ir aprendiendo cosas en el camino, sobre la marcha”.

En tanto, para Diego de Tovar, el mayor reto ha sido en el aspecto físico. “No me parezco en nada a Patrick Swayze, que actuó en la película, pero lo importante es que la gente vea que puedo hacer una buena interpretación del personaje y que se conmueva”.

“Dirty Dancing” se presentará durante 12 semanas, a partir del próximo 9 de junio, en el Gran Teatro Moliére, con posibilidades de una gira por el interior de la República Mexicana e incluso en España.

Fotografías: Vito Reno

junio 7, 2016

Etiquetas: ,

Post relacionados