Noches de Estreno: El musical religioso en México

0 Flares 0 Flares ×

Fabián de la Cruz Polanco.-

El público mexicano es uno de los más leales y fieles a todo lo relacionado a cuestiones religiosas y de actos de fe; por lo que, dentro del Teatro Musical, también ha podido resaltar su devoción. Otra forma de demostrarlo es su gusto por los musicales de este tema, mismos que garantizan extensas temporadas en cartelera sin importar la fecha en el calendario en que se escenifiquen.

El primero de ellos en llegar a nuestro país fue “Aleluya, brava gente”, escenificado en 1973 en el Teatro Insurgentes. Otros han sido “Godspell” (1974-1996-2005-2014); “Venga toda la gente” (1983); “José el soñador” (1984 – 2004); “Hermano Sol, Hermana Luna” (1991); “Francisco” (1992); y “Palabra de Dios, el musical” (2011).

Mención aparte merecen “Sor-Presas” y “Sor-Presas 2” (1990 – 1995 – 2008) la cual, aunque no tiene como tema central algo religioso, tuvo gran aceptación por ser una historia sobre unas monjas dicharacheras, protagonizada por Marga López y Olivia Buccio, respectivamente.

En 2013, tuvieron su contraparte masculina en “Con el Jesús en la boca”, producido por Alejandro Medina.

Pero sin duda, quien marcó una etapa fue Julissa al presentar “Jesucristo Superestrella” (1974), un musical de Andrew Llyod-Webber y Tim Rice, que dejó mucho de qué hablar en su momento pues fue un escándalo que un grupo de “jóvenes rebeldes” profanaran la Pasión de Cristo, teniendo a Judas como protagonista y peor aún, con una ópera rock.

Sin embargo su éxito fue rotundo, llevándose a escena en varias temporadas; siendo la más reciente la realizada por Ocesa Entretenimiento, con una interpretación muy diferente y poco comprendida de Hansel Cereza, en 2001; y una más de producción académica, realizada en 2014 por el Centro de Artes Escénicas Artestudio, producida por Efraín González y Mauricio Salas.

No obstante, el más exitoso de este estilo es “El diluvio que viene”, producido por Manolo Fábregas, con tres temporadas en su historia en México, siendo la primera de ellas la más exitosa y memorable con tres años en cartelera, con funciones de martes a domingo, de 1979 a 1981. Sus otras temporadas fueron en 1993 y en 2007, también llevadas a cabo por Producciones Fábregas.

Llamada

Otro musical que llamó de inmediato la atención del público capitalino y acudió a presenciarlo y aplaudirlo fue “La Llamada”, escrito y dirigido por la dupla española Javier Ambrosi y Javier Calvo, ambos muy jóvenes y creadores de dos títulos previos en las marquesinas de Madrid: “Windsor, una historia de amor en llamas” y “Miss Fogones Universal”; ambos ganadores de varios reconocimientos.

Natasha Dupeyron, Tessa IaAlexis de Anda formaron parte del elenco juvenil de la misma, además de la reaparición en el género musical, tras su participación en “Cabaret” (1980), de la primera actriz Laura Zapata, también madre del productor de la obra, Claudio Sodi Zapata.

Otras presencias importantes fueron las de Federico DiLorenzo y el ganador del Festival de la OTI, Mario Pintor, quienes alternaron el papel de Dios en la puesta.

FABIÁN DE LA CRUZ POLANCO. Periodista con más de 23 años de trabajo en la fuente de cine e industria del entretenimiento. Ha formado parte de los equipos periodísticos de medios como El Heraldo de México y Playboy México; además de conducir y producir programas de radio como Hoy por Hoy (Televisa Radio), De Revista con Martha Susana (Radio Fórmula) y Pitos y flautas (Radio 13). Es autor de los libros Magia pura y total (Historia del Teatro Musical en la Ciudad de México 1952-2011) y Cine Mexicano del 70: La Década Prodigiosa, ambos por SamSara Editores; además del libro colectivo Partículas de luz: El cine se encuentra en Guanajuato (Fundación Expresión en Corto A.C.). Director de contenidos del Festival Internacional de Cine Acapulco (FICA) en 2014; y Director adjunto de la novena edición del Festival Internacional de Cine Gay exhibido en la UNAM en 2015. Dirige la revista electrónica Filmeweb.

Post relacionados