“Krampus”: El lado oscuro y demoniaco de la Navidad

diciembre 11, 2015

Omar Villalpando.-

De acuerdo con una leyenda europea, existe una bestia con cuernos que durante Navidad captura a los niños desobedientes. Al menos en “Krampus”, cinta de terror sobre este maligno espíritu que revela un lado irreverente y torcido de la época decembrina.

La comedia de horror, escrita, producida y dirigida por Michael Dougherty, gira en torno a una familia disfuncional cuyos miembros tienen altercados en plena la época navideña, de ahí que el sensible joven “Max” (Emjay Anthony) se desilusione y le dé la espalda a la Navidad.

Sin embargo, no imagina que su falta de espíritu decembrino desata la ira de Krampus, un demonio ancestral que se hace presente para castigar a los que no creen en la época más pacífica del año.

Así, el público podrá horrorizarse y divertirse al mismo tiempo viendo cómo cobran vida diferentes iconos navideños: desde un muñeco de nieve bizarro, querubines malvados y osos de peluche salvajes, hasta galletas de jengibre perversamente deliciosas. Todos acosan a esta familia y la orillan a sobrevivir.

Hermosa criatura

Para realizar “Krampus”, el director hizo una extensa investigación sobre los orígenes del solsticio invernal, descubriendo el lado oscuro y fascinante de una temporada que culturalmente se caracteriza por la presencia de Santa Claus, el intercambio de regalos, árboles decorados con luces y la presencia de valores como amor y paz.

Así como los estadounidenses enviamos tarjetas de Navidad, los europeos tienen la tradición de mandar tarjetas de Krampus. Durante la investigación me enseñaron hermosas ilustraciones de esa criatura que roba niños e imágenes de personas muertas de miedo, lo cual demuestra el lado malvado de una época fraternal”, precisa Michael Dougherty.

Incluso, cuanto más investigaba, más se percataba de lo intrincada que era la historia de ese demonio con pezuñas, cuyo origen tiene varias teorías; una de ellas afirma que Santa Claus fue creado como un antídoto para aplacar el miedo que Krampus generaba en las personas.

Santa Claus demoniaco

Los efectos visuales —además de los especiales y mecánicos— también jugaron un papel importante en la creación de Krampus, a quien se intentó darle el aspecto físico de un Santa Claus demoniaco.

Esta labor estuvo encabezada por Richard Taylor, supervisor creativo de los estudios Weta Workshop y ganador de un Oscar.

Por otro lado, cuando se trata de crear monstruos a partir de materiales físicos, siempre he creído que menos es más. La fuerza de una buena película de este tipo radica en el misterio y en mantenerlas en la sombra el mayor tiempo posible”, refiere Dougherty.

La fotografía del filme corre a cargo del australiano Jules O’Loughlin, para quien la parte más retadora y gratificante de filmar una comedia de horror se encuentra en que cada diseño debe hacer que la película sea aterradora.

Todos los días entrabamos en una caja negra, y cada cuadro de la película debía ser creado de la nada. Incluso no había luz natural que complementara la iluminación”, señala O’Loughlin, cuya locación favorita fue el ático: un lugar con toda clase de criaturas demoníacas como brujas de juguete y robots psicóticos que atacan a la familia.

“Krampus”, producida también por Zach Shields y Alex Garcia, cuenta con las actuaciones de Adam Scott, Toni Colette, David Koechner, Allison Tolman, Conchata Ferrell, Emjay Anthony, Stefania Lavie y Krista Stadler. Se estrena en México este 11 de diciembre.

Relacionados