Festival de Cine para Niños

Formación académica, necesaria para nuevas generaciones: Arturo Tay

abril 21, 2018

Por: Redacción

Aunque las tecnologías actuales han permitido que jóvenes realizadores produzcan cine de forma mucho más accesible, valiéndose de dispositivos móviles como teléfonos inteligentes o tabletas electrónicas, varios se topan con una limitante: no poder comunicar del todo en sus películas un sentimiento universal, evidenciando así su vago conocimiento del lenguaje audiovisual.

Así lo considera el cineasta mexicano Arturo Tay, para quien resulta imprescindible la formación académica en las nuevas generaciones de realizadores y que con ello, se les impulse a generar proyectos cinematográficos de calidad.

Estamos en una época en la que cualquiera puede hacer una película con su celular, pero lo más importante es que una escuela de cine te dé las bases y herramientas necesarias para hacerlo bien.

Muchos quieren estudiar cine, pero si no son aceptados por las dos escuelas más importantes en México, el CCC y el CUEC, sienten que su vida se acaba, y eso no debe ser así porque hay más opciones para aprender”, afirmó Tay.

Sus declaraciones también vienen a colación por el hecho de que dos de sus ex alumnos, egresados de la Escuela de Estudios Cinematográficos INDIe, donde imparte asesoramiento de tesis; han podido destacar a nivel internacional gracias a sus primeros filmes, reflejando con ello lo importante que resulta la formación académica.

Se trata de Daniel Nájera Betancourt, cuyo cortometraje Vuelve a mí (2017) ganó el premio a Mejor Cortometraje de Ficción Mexicano durante la edición 15 del Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM), y que en mayo próximo se exhibirá en una función especial junto a otros trabajos en la Semana de la Crítica, en el marco del 71 Festival de Cannes.

El otro es William Morgan Coxford, director de Una vuelta más, que hace unos días se coronó como el Mejor Cortometraje Mexicano de Ficción en la Muestra Iberoamericana de Cortos Universitarios, realizada en la Ciudad de México.

Cuestionado sobre directores que propiamente no estudiaron cine en una escuela, pero que gracias a su talento e iniciativa autodidacta han podido hacerse de renombre mundial, Arturo Tay señaló que se trata de casos “fascinantes”, aunque no por ello debe dejar de incentivarse la creatividad en las escuelas.

Sería ideal que en México, desde la educación básica, pudiera haber una materia enfocada en el lenguaje audiovisual, pero no la hay porque se debe a un problema cultural. Es un problema que también se vive de forma general en Latinoamérica y es un poco complicado hablar de ello, porque cada país tiene su propia cultura, tradición y costumbres familiares.

Tuve la fortuna de estudiar cine en la India, donde la gente vive más apegada a sus sentimientos y espiritualidad, por eso tal vez la cinematografía hindú es mucho más potente en sus historias, e incluso más grande como industria que China y Estados Unidos”, refirió.

Por último, Arturo Tay precisó que su labor como profesor se centra en enseñar a los alumnos cómo se trabaja en la vida real: desde hacer presupuestos para financiar películas hasta escribir un guión; aspectos que considera importantes para levantar un proyecto cinematográfico y que en ocasiones no siempre se les enseña en otras escuelas.

Por: Fernando Díaz Juárez | @fercho_potter

Relacionados

Festival de Cine para Niños