Financiada por el público, llega “Lobos por corderos”

2 Flares 2 Flares ×

Jaime Rosales Domínguez.-

El próximo martes  4 de agosto llega a la escena mexicana la obra “Lobos por corderos” estelarizada por Mónica Huarte, Alejandro de la Madrid, Fernanda Borches y Mariana Garza. Es la opera prima del joven autor Reynols Robledo, quien codirigirá con Daniela Padilla.

La obra llega a la cartelera teatral tras varios meses de campaña recaudatoria a través de la plataforma Fondeadora, un esquema de capitalización colectivo o  crowdfunding mediante el cual se recurre a conocidos, amigos y a toda persona interesada en aportar una cooperación económica voluntaria mediante Internet o transacciones bancarias, encaminadas a capitalizar proyectos artísticos y creativos como este.

Es una especie de emprendimiento creativo que sustituye los recortes gubernamentales al gasto público en áreas como cultura, y en el caso del ámbito teatral  ayuda a directores, dramaturgos y actores a promover sus ideas y a encontrar el financiamiento que necesitan para poder materializarlas.

Así fue como la producción y el elenco de “Lobos por corderos” logró el financiamiento necesario para su montaje. La obra aborda un tema escalofriante que pone al espectador ante la tesitura del ¿y usted qué haría? Pues plantea dilemas morales como los que enfrentamos en la vida de todos los días.

Un autobús del Colegio Schmidt tiene un accidente en el que mueren dos alumnos y miembros del personal académico. La directora Bárbara Moretti (Fernanda Borches) se reúne con Carlos (Alejandro de la Madrid) y Regina Betancourt  (Mónica Huarte) y con Sonia Nava (Mariana Garza), padres de los pequeños fallecidos Saúl y Víctor, respectivamente. La propuesta que les presenta los coloca ante una disyuntiva que pondrá a prueba no sólo sus valores sino la dignidad de sus hijos desaparecidos.

Mariana Garza expuso que se trata de un proyecto que “toca puntos muy sensibles de las situaciones que pasan actualmente en nuestro país y estoy segura que la gente va a salir del teatro con la piel erizada”.

En tanto, Mónica Huarte aseveró que si bien no se trata de hacer política, la obra toca fibras que sacudirán al espectador, pues en un mundo tan polarizado como en el que nos encontramos, el teatro es el lugar perfecto para cuestionar el tipo de situaciones que conforman la trama de la puesta en escena.

Desde los griegos el teatro ha sido el lugar donde se exponen las cosas tal y como son y en nuestros días sigue siendo como el espejo de la realidad donde poder cuestionar a la gente: tú de qué lado de la balanza te inclinas”, comentó.

Autogestión cultural

Integrante del elenco al inicio del proyecto, del cual salió por complicaciones de agenda,  Moisés Arizmendi comentó a Filmeweb que el tema de la obra caza muy bien con la actualidad del país, pues como ciudadanos nos enfrentamos todo el tiempo a dilemas morales respecto de cómo nos comportamos como sociedad.

Dijo además que el mecanismo de fondeo empleado para sacar adelante este proyecto es un recurso al que los obliga la escaza promoción de la cultura desde círculos oficiales. Ante ello dijo que los actores deben dejar de ser espectadores o depender de las instituciones para mejor volverse autogestores de sus propias iniciativas.

Añadió que como actor que inició su carrera en producciones del Conaculta, el INBA y la UNAM, ahora se da cuenta de que esos organismos producen cada vez menos por lo que es preciso recurrir a otras alternativas para trabajar.

En México mucho de lo que se produce lo hace la Compañía Nacional de Teatro con su elenco estable, pero los que no somos parte de ese elenco ¿qué nos queda? Antes o trabajabas con OCESA o con el Conaculta-INBA-UNAM o no  lo hacías, pero ahora empieza haber un mayor abanico de opciones”, finalizó.

La temporada de “Lobos por corderos” se llevará a cabo todos los martes en El círculo Teatral, un espacio fundado y dirigido por el actor Alberto Estrella y Víctor Carpinteiro.

Post relacionados