Filarmónica de Viena y Gustavo Dudamel ofrecerán concierto magistral en México

Dos leyendas de la música compartirán el escenario del Auditorio Nacional de la Ciudad de México: la Orquesta Filarmónica de Viena, fundada en 1842; y el director venezolano Gustavo Dudamel, que con 36 años de edad es considerado una de las batutas más solicitadas y admiradas del mundo.

Juntos se presentarán el próximo 4 de marzo en el llamado “Coloso de Reforma” para interpretar la Sinfonía No. 10 de Gustav Mahler y la Sinfonía Fantástica, Episodios de la vida de un artista, de Héctor Berlioz. Antes de estar en este recinto, la orquesta ofrecerá recitales en el Palacio de Bellas Artes los días 2 y 3 de marzo.

Constituida en 1842 para satisfacer la creciente demanda de conciertos en aquella nación, la Wiener Philharmoniker, cuya traducción del alemán significa literalmente “Filarmónicos vieneses”, operó desde un inicio de manera autónoma.

Atenta a las demandas del mundo contemporáneo y modificando reglas establecidas mucho tiempo atrás, la Filarmónica empezó a incorporar mujeres en sus filas desde 1997 (la pionera fue la arpista Anna Lelkes) y en enero de 2005, la australiana Simone Young se convirtió en la primera mujer en situarse en el podio de dirección.

Desde 1933 elige e invita a los mejores directores del orbe. Algunos de los más connotados han sido Herbert von Karajan, Claudio Abbado, Carlos Kleiber, Zubin Mehta, Riccardo Muti, Nikolaus Harnoncourt, Seiji Ozawa, Daniel Barenboim, Franz Welser-Möst y el propio Gustavo Dudamel.

Por cierto, el joven director, que durante su trayectoria ha sido galardonado con diversos premios, fue considerado una de las 100 personas más influyentes de 2009 según la revista Time. Desde muy niño comenzó a tomar clases de violín y a los 12 años se interesó en estudiar dirección orquestal.

El maestro venezolano mantiene una larga relación con la Filarmónica de Viena; en sus palabras “una de las primeras grandes” a la que dirigió hace ya más de 10 años.

Recientemente Dudamel relató una anécdota que ilustra su relación con esta legendaria agrupación: cuando debutó con la Sinfonía No. 1 de Mahler, el primer violonchelista de la Filarmónica le dijo que su abuelo tocó con el famoso compositor bohemio.

Contrario a los que muchos pudieran pensar, el actual director de la Filarmónica de Los Ángeles afirma que en sus listas de reproducción en YouTube, Spotify y Apple Music hay de todo: desde canciones de Shakira y Madonna, a quienes adora; hasta de Coldplay y Led Zeppelin.

Por: Sebastián Bracho

Fotografías: Gustavo Gómez, Vern Evans (Gustavo Dudamel) y Lois Lammerhuber (Orquesta Filarmónica de Viena).

Post relacionados