Eduardo Banda agradece a la suerte su llegada al cine

agosto 4, 2019

Escrito por: Fabián de la Cruz Polanco | @fabiancpolanco

Después de haberse presentado a nivel nacional e internacional su película debut Huachicolero, dirigida por su paisano, el guanajuatense Edgar Nito, el joven Eduardo Banda se suma a la lista de personas que, sin contar con una preparación formal como actores, lograron protagonizar una película y ser reconocidos por el público y la crítica.

A dicha lista pertenece la nominada al Ariel Yalitza Aparicio, protagonista de Roma, de Alfonso Cuarón; y Gabriel Carbajal, que hizo lo propio con Chicuarotes, de Gael García Bernal, ganándose incluso, el rechazo de varios actores profesionales, como sucedió en el caso de Aparicio, aunque en su momento se llegó a negar de dicha campaña de bulling en su contra de parte de varias actrices.

Al ser cuestionado al respecto, el joven de 17 años reconoció y confesó que su llegada a este proyecto se dio, casual, “por suerte”, pues incluso no estaba enterado que se estaba haciendo un casting en su comunidad.

La verdad lo considero buena suerte. Pero también si llegué ahí fue gracias al director Edgar Nito y a la gente que me ayudó a sacar adelante el trabajo. Sin ellos no hubiera pasado nada”, dijo en entrevista con Filmeweb, en la que estuvo acompañado de una persona encargada de coordinar sus relaciones públicas.

Me siento agradecido porque Edgar Nito me brindó la oportunidad y estamos apoyándonos mutuamente para ir hacia arriba con la película. Me gusta lo que está pasando con la película y que a la gente le guste”, agregó el joven quien realizó el casting para la cinta a los 14 años de edad y que agregó no haber cambiado en su modo de ser al convertirse en protagonista de una película, “Me siento igual. No he cambiado en mucho”, precisó.

Y aunque aseguró que no ha cambiado su visión ante la vida, Eduardo Banda reconoció que si le gustaría continuar haciendo carrera en el mundo del cine mexicano, “Me veo a futuro en esto”, aseguró.

No obstante, por el momento Banda aseguró que su objetivo principal es retomar los estudios básicos que interrumpió a consecuencia de su trabajo en Huachicolero, e integrarse a trabajar con su papá, en su pequeña empresa de mantenimiento, de la que formaba parte cuando fue descubierto por el director de la cinta.

Estaba haciendo mantenimiento en un teatro y fue cuando Edgar Nito me invitó a hacer un casting, que yo no sabía que era eso. Lo hablé con mi papa y me dio permiso y a partir de ahí empezó mi camino por la película”, concluyó.

Fotografías: Cortesía Imagen Latente (Paulo Vidales)

Relacionados