Anunciate en Filmweb

Columista Invitado: Documentales y realidad virtual en el RIDM

noviembre 22, 2016

Por: Redacción

Cristóbal Torres.-

Del 10 al 20 de noviembre se llevó a cabo el Festival Internacional de Documental de Montreal (RIDM, por sus siglas en francés). En esta ocasión presentó una interesante programación en la que por cierto, el documental mexicano “Tempestad”, de Tatiana Huezo, formó parte de la competencia internacional.

No obstante las bondades de su programación, resalta una sección llamada UXdoc que presentó trabajos fuera de la línea convencional, como documentales interactivos e incluso narraciones que implican la realidad virtual.

La sección es coordinada por Patricia Bergeron, quien se encarga de investigar cómo la tecnología puede funcionar para que las historias brinden una nueva experiencia al espectador.

Esta es la quinta ocasión que UXdoc forma parte del RIDM, por lo que no es algo precisamente nuevo. En México hay algo similar. Hasta la fecha las nuevas tecnologías han sido tratadas en los festivales de cine en México como una herramienta enfocada más a la distribución y no tanto como un medio en sí mismo para contar una historia.  Este año UXdoc presentó seis trabajos entre documentales interactivos y webdocumentales. Destacamos dos: “6×9” y “Collisions”.

El primero es un proyecto comandado por el diario The Guardian y el estudio The Mill, donde el espectador es puesto dentro de una prisión gracias a una animación que se puede ver en 360 grados. Ahí podemos escuchar testimonios de siete exconvictos sobre cómo es vivir encerrado en un cuarto de seis por nueve metros.

Las entrevistas fueron hechas por las periodistas Francesca Panetta y Lindsay Poulton; éstas no son un simple testimonio en voz en off, gracias la manera en la que formularon las preguntas pareciera que los convictos platican con el espectador. A eso se añaden las voces de algunos psicólogos que van explicando el daño que causa en el carácter del humano un estado de confinamiento.

6×9” pasó a ser una aplicación de teléfonos inteligentes que con la ayuda de los Google Cardboard Viewer (una especie de lentes de cartón que te permiten colocar tu celular como visor) brindan una experiencia virtual: a medida que volteas, el video se mueve en función de esos movimientos creando la ilusión de que estás en la celda.

documentales-virtual-2

6×9” ha pasado todo el año por varios festivales como el de Sundance y Tribeca, ahora lo hizo en el RIDM. Esto es sólo una de las múltiples posibilidades que esta nueva vertiente del documental ofrece; pero hay que señalar algo: no obstante lo novedoso que podría antojarse, esta obra pareciera llamar más la atención por su aspecto tecnológico/virtual que por el impacto de la investigación;  no va más allá del simple relato testimonial; no denuncia el saturado y muy discutible sistema penitenciario estadounidense.

Por otro lado UXdoc también presentó “Collisions”, de Lynette Wallworth, una artista australiana que narra la historia de Nyarri Morgan, un miembro de la tribu aborigen Martu ubicada en la región de Pilbara, en Australia, quien recuerda cómo a mediados del siglo pasado su comunidad fue víctima de un ensayo nuclear.

La directora cuenta que pasó tres años pensando cómo contar esta historia. Al principio consideró hacerlo con una video instalación, pero después descubrió la realidad virtual. Armó un equipo con Skywalker Sound (compañía que se encarga del sonido de la actual trilogía de “Star Wars”), Jaunt VR (que desarrolla videos 360 grados) y Dolby.

Lynette Wallworth viajó a la comunidad de Pilbara donde documentó el testimonio de Nyarri Morgan; pero o sólo eso, también se dedicó gran parte del tiempo a grabar la naturaleza del lugar, haciendo que el sitio fuera un protagonista tan relevante como su subject. El resultado fue un cortometraje de 15 minutos que se ve con lentes de realidad virtual.

El trabajo en equipo consiguió llevar la tecnología a otro nivel; lograron que un video de 360 grados no sólo responda al movimiento del espectador, sino que el audio se comporte como un verdadero sonido ambiente donde si ves un ave volar y volteas, el sonido variará en función del movimiento.

Por increíble que parezca “Collisions” se vio por primera vez en el Foro Económico Mundial de Davos, Suiza, la meca de sus propios victimarios. Luego llegó al festival de Sundance y durante abril estuvo exhibiéndose en el Museo de Arte Moderno de Nueva York.

Una de sus más grandes bondades es conseguir una enorme empatía con el personaje principal gracias a la tecnología; la inmersión que consiguió al grabar el ambiente de Pilbara con la misma sensibilidad que grabó a su protagonista fue efectiva. En esta ocasión la realidad virtual no es un mero añadido vistoso (como pareciera ser en “6×9”) sino que le brinda fuerza al relato que cuenta Nyarri Morgan.

Estos dos trabajos brindan dos grandes moralejas. Por un lado eleva como nunca antes el trabajo el equipo; si bien el cine siempre ha sido la combinación de varias fuerzas creativas, para este tipo de obras resulta imprescindible la combinación tanto de ingenieros como de artistas.

El otro y tal vez más importante es que después de 20 años, con la expansión masiva del Internet, finalmente la industria está encontrando un nuevo producto que lleve a la gente a las salas de cine (o salas de museo, depende). Este tipo de obras no se pueden descargar (por ahora) y solicitan la presencia del espectador en el lugar. La historia se sigue escribiendo.

Relacionados

Anunciate en Filmweb