Carmen Salinas realiza labores altruistas a niños

0 Flares 0 Flares ×

Carmen Salinas continúa su vocación de ayudar a los sectores más vulnerables de la sociedad, independientemente de su cargo público como diputada, al llevar medicamentos y alimentos a niños con parálisis cerebral de organizaciones no gubernamentales, de la Casa Candy  y a los pequeños que sufren cáncer, de la Casa de la Amistad.

Carmen Salinas quien fue reconocida de inmediato por el personaje que desempeña actualmente en la serie Nosotros los guapos, destacó que toda la vida ha realizado labores altruistas porque recuerda las carencias que sufrió en su infancia.

"Éramos muy pobres y desde niña comencé a trabajar, lavaba platos, ayudaba a las vecinas de la vecindad dónde vivía, allá en Torreón, Coahuila, en la calle de Leona Vicario, a  hacer quehacer, para poder apoyar a mi mamacita. Recuerdo que le pedía a una vecina una taza de frijolitos, se los llevaba a mi mamacita (Carmen Lozano Viramontes), y ella, freía tortillas y las embarraba de frijolitos que nos sabían a gloria", dijo Carmen Salinas.

Durante el tiempo que permaneció en la Casa Candy, dónde la atendió el doctor en rehabilitación Jorge Hernández Sánchez, quien aplica una ampolleta  de Toxina butulimica tipo A, a niños con parálisis cerebral espastica, (rígidos) de moderada a severa, que cuesta alrededor de quince mil pesos y en dicho sitio la aplican por un costo de 200 a 600 pesos, se enteró del efecto de la ampolleta, que es paralizar el músculo y es más fácil, que logren mover las extremidades o las partes afectadas.

Carmen Salinas observó el proceso de la preparación de la ampolleta, que se dosifica de acuerdo a las necesidades del paciente y tuvo la oportunidad de saludar al jovencito Eleazar de 22 años de edad, quien visiblemente emocionado, agradeció el gesto de la actriz y diputada, con un beso en la mejilla.

Carmen Salinas se enteró además  de los motivos por los cuales un ser humano puede sufrir este problema, ya sea desde su gestación o por los métodos que emplean para que nazca el bebé.

Carmen Salinas

Recordó al hijo de una asistente que tuvo en su casa, Rodolfito.

"Me conoce, sabe cuando salgo en la televisión. Ayudé a esa familia para que Rodolfito tuviera lo necesario para estar lo mejor posible y ayude a construir su casita. Siempre que me veía trataba de correr a abrazarme, son muy inteligentes estos niños".

Posteriormente la primera actriz se trasladó a la Casa de la Amistad, donde atienden a pequeños  que lamentablemente sufren cáncer. Sin embargo, no quiso ser inoportuna de interrumpir los alimentos de los niños, y por el recuerdo de su hijo, Pedro Plascencia, quien lamentablemente falleció de ese terrible mal, que la agobio, se concretó a entregar los víveres y recibir un reconocimiento, que le entregaron Berenice Garduño, coordinadora de donativos y Mayra Pedraza, manager de comunicación.

"Cuando  he tenido un hijo que se fue de cáncer, me da dolor y tristeza. Me mantengo al margen, cumplo con venir y dejar algún apoyo. Lo traigo de todo corazón. En  el centro Candy les llevé instrumentales, todo lo que necesitan y aquí en Casa de la Amistad traje cereales, leche, huevo, frijol. Es una satisfacción muy grande ayudar a quienes más lo necesitan, me hace sentir muy bien, sobre todo al ver gente profesional que de verdad los ayuda a tratar de salir adelante".

Asimismo reiteró que seguirá ayudando a quienes más lo necesitan. "Siempre lo he hecho, no necesitaba una diputación para hacerlo, de toda la vida lo hago con gusto porque me nace  y lo seguiré haciendo", finalizó.

Por: Carmen Cruz