Abandono y soledad infantil convergen en “Manto acuífero”

septiembre 4, 2015

Por: Redacción

Nadia Galaviz.-

Tras el buen recibimiento que tuvo Michael Rowe con su ópera prima “Año bisiesto”, la cual obtuvo la Cámara de Oro en el Festival de Cine de Cannes, el cineasta de origen australiano pero afincado en México ha estrenado su segundo filme titulado “Manto acuífero”, que apunta a inscribirse en una nueva polémica al mostrar el terror de una niña cuando ve a sus padres separados.

Quería mostrar la psique de una niña en toda su complejidad, hacerle justicia. Sin cursilerías, sin chistecitos, sin menospreciar el dolor y la alegría de su mundo. Y es que los niños tienen tan pocas herramientas de  defensa –tanto física y social como psicológica–, que aun con las mejores intenciones es muy difícil no causarles daño en algún momento”, externó Rowe.

La historia, que evoca a la soledad y el abandono, resulta bastante familiar a la realidad del arriesgado director, quien atraviesa por una situación similar, pues se encuentra en proceso de divorciarse y como padre de una pequeña, sintió la necesidad de abordar el tema inspirado por el cuento “Secrets”, de Tim Witon.

Así, se solidifica y cobra forma la segunda entrega de su trilogía que sigue el eje temático de la soledad. Rowe pretende marcar su huella en el séptimo arte nacional al mostrar una nueva imagen, más real y emocional, del ser humano y su realidad en contraste con los estereotipos que posee el mexicano.

En México los buenos son guapos; los malos son feos y morenos. Hay un racismo inherente en la sociedad mexicana y eso se refleja en la pantalla, y eso me ofende. Intento trabajar con conciencia con eso.

¿Por qué una mujer de rasgos indígenas no puede sobresalir por su belleza y ser protagonista de una película profundamente sexual, erótica? ¿Por qué tiene que andar de huipil vendiendo chicles?”, cuestionó el realizador.

Producida por Gael García Bernal a través de la compañía Canana Films, “Manto acuífero” implementará estrategias alternativas para su distribución con el objetivo de atraer público de diversa índole, de modo que su estreno no sólo ha sido en salas. Sino también en plataformas digitales, entre ellas Mubi.

Soy fan de Mubi desde hace varios años, por la calidad de las películas de culto, clásicas e independientes que presenta. Es como un cineclub en casa minuciosamente curado. Sus películas son muy finas, así que me emociona mucho que ‘Manto acuífero’ esté ahí”, señaló.

Sobre la participación de Tania Arredondo, quien interpreta a la madre de la niña, sostuvo que se trata de una actriz ideal para darle vuelta a los estereotipos por los que se inclinan los medios en México. Por tal motivo, el realizador le pidió que subiera de peso y en poco tiempo ganó ocho kilos.

Quería que fuera una mujer que se acercara más a una estética con la cual yo me siento cómodo en mi universo creativo. Me parecía correcto que hubiera en ella algo de esta belleza quizá artificial, pero real a la vez.

Hay en este personaje de la madre algo auto-obsesivo con las apariencias y el qué dirán. Creo que la manera de plasmar eso en imágenes era eso, modificar un poco su apariencia física”, refirió.

“Manto acuífero” se exhibe en la Ciudad de México en Cineteca Nacional, Cine Tonalá; Le Cinema, del Instituto Francés de América Latina (IFAL); La Casa del Cine, Filmoteca de la UNAM, El Chopo y la plataforma digital Filminlatino.

Relacionados

Anunciate en Filmweb